ciclismo_adaptadoLos días 15, 16 y 17 de julio Euskadi se convertirá en el epicentro del ciclismo adaptado mundial debido a la celebración, en Bilbao, Vitoria, Elorrio y Mungia, de las distintas pruebas que componen la Paracycling World Cup Basque Country–Copa del Mundo de Ciclismo Adaptado.

El inicio de las competiciones tendrá lugar el viernes 15 de julio, en Vitoria-Gasteiz, con salida y meta en el Pabellón Fernando Buesa. De allí partirá la prueba contrarreloj en sus  diferentes categorías, que se desarrollarán sobre un circuito de 7,04 kilómetros con una altitud mínima de 507 m y máxima de 520 m. La salida del  primer participante se dará a las 9:30 horas, estando prevista la conclusión de la competición a las 19 horas. El sábado 16 de julio y ya en Elorrio, tendrá lugar la prueba de fondo en carretera para Hand bike, iniciándose la competición a las 9:00 horas y concluyendo a las 16:30. La salida y llegada de la misma se ubicará  en la calle Elizburu, nº22, donde nace el circuito de 7,2 km al que se darán distintas vueltas según las categorías.

Finalmente, el día 17 de julio, domingo, se disputará en Mungia la prueba de fondo en carretera para bicicletas y tándems, a desarrollarse sobre un circuito de 10 km de longitud al hasta completar el kilometraje previsto en las diferentes categorías. Con salida y llegada en Aita Elorriaga Kalea, el inicio de la competición se dará a las 8:30 horas, estando prevista su conclusión para las 16:30 horas.

Ya en la tarde del 17 de julio y en Bilbao, se disputará la prueba de relevos por equipos, cuyo inicio y meta se ubicarán en la Gran Vía Diego López de Haro, 70. La prueba se celebrará sobre un circuito de 1,4 km al que se darán doce vueltas. La salida de esta prueba se dará a las 19:30 horas, estando prevista la ceremonia de entrega de medallas a las 20:30 horas, tras la cual el acordeonista Kepa Junquera ofrecerá un concierto como clausura.

Además de su destacada participación hay otra circunstancia que da aún más realce a esta Copa del Mundo de ciclismo adaptado País Vasco, y es el hecho de que 2016 sea año Olímpico, lo que ha limitado a tres las habituales cuatro pruebas que componen la Paracycling World Cup. Celebradas ya las dos anteriores, en Bélgica y Sudáfrica, la Copa del Mundo de Ciclismo Adaptado País Vasco  cierra el tríptico y adquiere una importancia capital dado que se celebra a tan sólo 45 días de los Paralímpicos que tendrán lugar en Río de Janeiro, por lo que la prueba vasca se convierte en un test inmejorable para evaluar el estado de forma de los participantes, permitiendo que los comités nacionales determinen con qué selección acudirán finalmente a los Juegos Paralímpicos.

Fuente: eldesmarque.com